El suplemento ‘Con mucho gusto’ de Heraldo de Aragón premia la innovación de Ascaso

Uno de los máximos empeños que tenemos en Ascaso es trabajar la innovación en los productos. Desde nuestros orígenes, hace ya 127 años, hemos sido fieles a la apuesta por la investigación de nuevas fórmulas y a participar en viajes, ferias y concursos que nos han permitido compartir experiencias con otros maestros pasteleros.

Hoy nos sentimos más innovadores que nunca. Trabajamos desde nuestro obrador las materias primas, texturas, formas, colores y sabores. Colaboramos con los mejores profesionales buscando la excelencia en todo lo que ofrecemos a nuestros clientes. Seguimos apostando por la tecnología como compañera de camino en nuestros procesos, materializada en la pastelería online o en proyectos como la reciente creación de la primera cesta de Navidad diseñada con inteligencia artificial, todo sin perder nuestra esencia artesana.

En Ascaso nos sentimos privilegiados por varios motivos, pero ahora hemos visto recompensado nuestro esfuerzo gracias al premio a la Innovación en la Producción Agroalimentaria que nos ha concedido recientemente el suplemento gastronómico de Heraldo de Aragón, ‘Con mucho gusto’. Fernando de Yarza López-Madrazo, presidente de HENNEO, entregó el galardón a Sura Ascaso en una gala que se celebró el 30 de noviembre, donde se puso de manifiesto nuestra “búsqueda de nuevas fórmulas basadas en las recetas tradicionales”.

La tercera edición de los premios ‘Con mucho gusto’ reconoció también “la excelencia, la honestidad y el buen hacer” de otros seis compañeros dedicados a la gastronomía aragonesa. Aceites Impelte del Bajo Martín fue considerado la revelación en el sector; el galardón a la empresa destacada en el campo del vino recayó en la Bodega Pago Aylés; el reconocimiento a una trayectoria en favor de la gastronomía aragonesa fue para José Luis Yzuel, presidente de la Federación Española de Hostelería; el Concurso de Ternasco de Aragón se llevó el premio a un acontecimiento gastronómico;  el galardón a la empresa aragonesa que ha contribuido al desarrollo del sector lo mereció la bodega Enate, y el distinguido como el cocinero más innovador fue Miguel López, chef y propietario del restaurante Urola.

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, explicó que “en el mundo de sensaciones, nuestros productos, aromas, texturas y sabores desempeñan un papel diferencial y multiplicador”, y añadió que “la gastronomía potencia el resto de productos turísticos de la Comunidad”. Premios como este nos animan a continuar luchando por consolidarnos como referente de la gastronomía dulce de España y, sobre todo, a seguir llevando el nombre de Aragón allá donde vamos.

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestGoogle+